La Paz

foto-es

El inicio de un nuevo año viene lleno de buenos deseos expresados por familiares, amigos y conocidos, en los que frecuentemente se menciona la paz. Poder vivir en paz es realmente algo muy deseado. La cuestión está en cómo lograr esta tan ansiada paz. Una rápida mirada al mundo nos revela la penosa y dura situación de guerra que se vive en muchos lugares, en los que ni siquiera hay respeto por niños, mujeres, ancianos… todos sufren violencia.

Naturalmente, no está en nuestras manos resolver esos conflictos tan grandes, pero si debemos crear a nuestro alrededor un ambiente de paz. A través de una actitud serena, pacífica, comprensiva y abierta al diálogo, podemos sembrar paz en nuestras familias. Sin dejar de lado la exigencia en rectitud, orden, responsabilidad, respeto y justicia, virtudes que hay que cultivar y son pilares en los que se asienta la paz.

Los normales roces en la convivencia son con frecuencia causantes de conflictos que mal manejados pueden fácilmente romper la armonía en la familia, con los compañeros de clase, con los amigos. Es ahí donde se debe trabajar para aprender a respetar a los otros, tolerar las diferencias y restaurar la armonía cuando se pierde.

Una actitud positiva es la clave para resolver problemas y demostrar que el diálogo y los acuerdos ahorran violencia y conducen a la paz.

Dora de Suárez